Abogado de Posesión de Drogas en Long Island

Si enfrenta cargos de posesión de drogas en el condado de Suffolk o en el condado de Nassau, necesita un abogado en Long Island que pueda proteger sus derechos y ayudar a demostrar su inocencia. Tal vez el oficial de policía lo atrapó con drogas, y usted necesita un abogado de posesión de drogas en Long Island para que le reduzcan la pena o la multa. Puede arriesgarse a contar su versión de la historia por su cuenta, o puede contratar a un abogado en Long Island que conozca el sistema legal por dentro y por fuera.

Cargos por Posesión de Drogas

La multa por posesión de drogas depende del tipo de droga, la cantidad de drogas, las circunstancias y la jurisdicción o el arresto y/o cargo. A veces, una condena puede significar fuertes multas y tiempo en la cárcel. Tal vez usted no tenía drogas, pero su control y distribución de drogas puede hacerlo culpable. Además, un cargo ilegítimo de posesión de drogas puede costarle su reputación, su trabajo, incluso su matrimonio, por lo que es importante que haga todo lo posible para defender su nombre contra un cargo de posesión de drogas.
La ley penal de Nueva York describe siete grados de posesión ilegal de drogas, siendo el primer grado el más grave y el séptimo grado la menos importante. Un elemento de estos delitos es que se debe demostrar que la persona acusada supo que las drogas estaban en su poder. En otras palabras, una persona debe tener conocimiento de las drogas para ser encontrado culpable de su posesión.

Posesión de Sustancias controladas

En Nueva York, es ilegal poseer voluntaria y conscientemente una sustancia controlada, que incluye ciertas cantidades de marihuana. El desafío para la fiscalía es mostrar este intento deliberado y sabio de poseer la sustancia controlada. Si el fiscal no puede demostrar esto más allá de una duda razonable, entonces los cargos contra el acusado pueden ser desestimados.

Posesión de Marihuana

Muchos estados permiten la marihuana para uso médico, y varios han legalizado marihuana para consumo recreativo también. Por lo tanto, es posible que se sorprenda al descubrir que a las personas en Nueva York todavía se les emiten multas por Posesión ilegal de marihuana (UPM). Por lo general, comienza con una detención donde el oficial de policía huelemarihuana, ve el residuo en el cenicero o sospecha que estás drogado según tu apariencia y comportamiento. La posesión de menos de 25 gramos de marihuana para uso personal no es un “delito” en Nueva York, pero es una “violación” y los delincuentes primerizos generalmente pueden salir de la corte con una multa de $100.00 (más un recargo costoso del Estado de Nueva York ) Sin embargo, incluso una condena por una simple falta crea un registro que puede tener que revelar a los empleadores, y una condena también puede afectar su capacidad para obtener ayuda financiera para la universidad. Una condena por posesión de menos de 25 gramos lo hace inelegible, al menos temporalmente, para PellGrants, StaffordStudentLoans, el programa federal de trabajo y estudio y todos los demás programas federales de ayuda estudiantil. Si tiene multas anteriores en su registro, podría enfrentar sanciones más severas. Si enfrenta un cargo de posesión de marihuana en Long Island o en cualquier lugar de la ciudad de Nueva York, obtenga la ayuda legal que necesita de inmediato y hable con un abogado defensor penal experimentado de Long Island. No ponga en riesgo su educación o futuro.

Posesión de Heroína

En primer lugar, Nueva York tiene algunas de las leyes más complicadas y confusas con respecto a la venta y posesión de heroína. En segundo lugar, su sentencia, si se le declara culpable, se basará en una gran cantidad de detalles diferentes de su caso. Su historial criminal anterior, la cantidad de heroína que tenía en su posesión, y si la estaba vendiendo — todos contribuyen a la sentencia para la que es elegible. En el estado de Nueva York, la mayoría de las personas llegan a un acuerdo de culpabilidad para evitar un juicio, de hecho, la mayoría de los arrestos por heroína nunca van a juicio.

Si lo acusan de posesión u otra ofensa relacionada con drogas en el área de Long Island o la ciudad de Nueva York, obtenga ayuda legal de inmediato y hable con un abogado experimentado en posesión de drogas de Long Island con prontitud. Cuanto antes llame después de haber sido arrestado, más rápido un abogado de defensa criminal puede comenzar a trabajar para lograr el mejor resultado posible para su caso.

Qué hacer si lo acusan

Lo que los ciudadanos deben entender es que no están obligados a hablar con la policía ni a dar su consentimiento para ninguna investigación. Si la policía tiene una razón para buscar a una persona, no necesitan permiso de esa persona para realizar la búsqueda. En muchos casos, cuando la policía solicita el consentimiento, piden permiso para embarcarse en una expedición de caza. Esta no es la forma en que las leyes deberían aplicarse, pero una población demasiado inconsciente facilita que la policía invada su privacidad porque creen que se les exige que otorguen su consentimiento, lo que simplemente no es cierto.

Además, los ciudadanos que están siendo investigados por la policía, por cualquier razón, nunca tienen la obligación de responder preguntas. En muchas jurisdicciones, una persona solo debe identificarse ante la policía, pero no es necesario que las personas respondan preguntas de investigación. Al igual que con las búsquedas, si la policía tiene pruebas para justificar un arresto, pueden hacerlo ya sea que el sospechoso confiese o permanezca en silencio. Lo que a menudo termina sucediendo es que, en lugar de ayudar, las declaraciones de los sospechosos son utilizadas en su contra por la fiscalía.

Recuerde, no es tarea de la policía dar culpabilidad, su tarea es recopilar hechos y pruebas en apoyo de los hechos. Tratar de convencer a la policía de su inocencia no tiene sentido, ya que no tienen la autoridad para condenar o perdonar; esa autoridad está conferida a los tribunales.

Recuerde, no es tarea de la policía dar culpabilidad, su tarea es recopilar hechos y pruebas en apoyo de los hechos. Tratar de convencer a la policía de su inocencia no tiene sentido, ya que no tienen la autoridad para condenar o perdonar; esa autoridad está conferida a los tribunales.
Si enfrenta cargos por consumo de drogas relacionados con la posesión de marihuana, cocaína, medicamentos recetados u otros narcóticos, solicite la representación de uno de los mejores abogados defensores criminales de MirskyLawFirm. Nuestros abogados entienden la severidad de las sanciones por delitos graves y delitos menores relacionados con drogas. Contáctenos hoy para conocer nuestros servicios legales y discutir sus opciones.

Contrate a un abogado de posesión de drogas en Long Island

Las acusaciones y las circunstancias surgen donde puede sentirse desesperado: tal vez fue detenido y su amigo tenía una sustancia controlada en su bolsillo y usted no lo sabía. Tal vez estaba en una fiesta donde las drogas estaban presentes sin que lo supiera. Los oficiales de policía no están entrenados para hacer la distinción entre propiedad y posesión y muchas veces eso puede poner a los ciudadanos respetuosos de la ley en una situación difícil.

La batalla legal frente a usted será abrumadora y encontrarlo “culpable” podría derrumbarle a usted, a sus amigos, familia, y a su jefe. Hizo algunas elecciones equivocadas y como resultado su vida se está deshaciendo, y ahora solo necesita a alguien en quien pueda confiar para que le ayude a reconstruir tu vida..

Los abogados de posesión de drogas de Long Island en MirskyLawFirmdesean ayudarle a tener tranquilidad cuando ingrese a la corte con un abogado defensor de su lado. Cuando nos contrata para que lo defendamos, puede estar seguro de que tiene un abogado agresivo y expertoen posesión de drogas en Long Island con años de experiencia trabajando para usted. Si es posible, negociaremos con los fiscales en su nombre para reducir los cargos. Llámenos hoy, o complete el formulario en este sitio para una consulta gratuita para que podamos comenzar a luchar contra estos cargos en su nombre.