Abogado penal de DWI en Brooklyn

Un DWI refiere a la acción de manejar mientras está intoxicado, pero no se trata únicamente de conducir a casa después de una noche de exceso de alcohol. Un DWI puede incluir:

  • Manejar una bicicleta
  • Dormir en su automóvil estacionado
  • Operar un barco
  • Volar un avión
  • Operar maquinaria agrícola
  • Conducir un carruaje tirado por caballos
  • Caminar a casa, y más

Es más probable que los agentes de policía lo detengan si las luces no funcionan, si arroja colillas de cigarro por la ventana, si tiene una violación en su matrícula o si tiene las ventanillas polarizadas. Para evitar problemas, asegúrese de que su automóvil se encuentre en completo orden para que los agentes de policía no le presten demasiada atención. Una vez que un oficial de policía lo detiene, podrían sospechar que ha estado bebiendo y conduciendo, y pueden pedirle que salga del automóvil para una prueba de sobriedad en el sitio.

Si la policía cree que usted es una amenaza para sí mismo o para la seguridad pública, podría ser enfrentado con un arresto, multas enormes, la pérdida de su trabajo o algo peor. No importa si está acelerando por la autopista, desviándose de un camino de tierra en su bicicleta, o incluso si un policía lo detuvo por escuchar música en alto volumen; si la policía cree que está manejando en estado de ebriedad, podría perderlo todo. Podemos ayudar. Con la posibilidad de ir a la cárcel y más por un cargo de DWI, realmente debe contar con un buen abogado defensor de DWI trabajando para usted. Necesita un abogado que proteja sus derechos legales mientras trabaja para obtener la mejor resolución posible de los cargos en su contra.

El abogado defensor de Brooklyn DWI, David Mirsky, cuenta con un notable historial de éxito en la defensa de clientes acusados de DWI. Él aclara los asuntos legales y fácticos en su caso y considera las posibles estrategias de defensa. David trabaja desde todos los frentes para defender sus derechos y desacreditar el caso de la fiscalía. Le preguntará por qué fue detenido y qué observó la policía. Puede intentar desacreditar los resultados de los exámenes de sobriedad de campo o de cualquier análisis de sangre, aliento o orina que se hayan realizado. David Mirsky encontrará una debilidad en el caso de la fiscalía y lo utilizará en su beneficio

¿Someterse o no a una prueba?

En Nueva York, cuando recibe una licencia de conducir, o cuando maneja en las calles de Nueva York si su licencia esde otro estado, automáticamenteestá dando a entender su consentimiento para realizar una prueba de aliento si un oficial de policía lo solicita. Se le puede pedir que se haga un análisis de sangre si:

  • un oficial lo ve violar una ley de tráfico
  • un oficial cree razonablemente que usted está manejando mientras está intoxicado
  • ha estado involucrado en un accidente de tránsito

Contrario a la creencia popular, las pruebas de sobriedad en el campo no son obligatorias y pueden ser rechazadas por varias razones. En primer lugar, las pruebas no son 100% precisas. Se basan en cálculos de cómo reaccionaría la gente promedio según la cantidad de drogas o alcohol en su sistema.Como no todos son parte del promedio, no se puede depender únicamente de esos resultados como evidencia concreta de un delito. En segundo lugar, las pruebas por lo general se llevan a cabo en los costados de las carreteras transitadas, con el detenido expuesto a la intemperie y bajo el resplandor de luces brillantes y parpadeantes. Es decir, hay demasiados factores ambientales en juego como para depender de la precisión de una prueba de sobriedad de campo.

Sin embargo, las pruebas químicas, que se basan en una muestra de sangre, aliento u orina de un sospechoso para determinar si él o ella han consumido drogas o alcohol, no son opcionales. En Nueva York, la multa por rechazar un examen químico es la pérdida de los privilegios de conducir y una multa, independientemente de que los resultados de la prueba hayan sido positivos o negativos.

Delitos por conducir en condiciones deficientes

Usted ya sabe que conducir en estado de ebriedad es un delito. Su juicio, coordinación y capacidad de conducir se reducen cuando bebe cualquier cantidad de alcohol. No hay una forma rápida de ponerse sobrio. Simplemente tiene que esperar hasta que su cuerpo absorba el alcohol. Por lo tanto, si planea conducir, no beba, y si planea disfrutar de varias bebidas, llame a un taxi o un servicio de automóviles o haga arreglos para tener un conductor designado. Si lo acusan en cualquier parte de Brooklyn de conducir mientras está intoxicado, o cualquiera de los otros crímenes que se enumeran aquí, comuníquese inmediatamente con un abogado con experiencia en defensa de DWI en Brooklyn. Estos son los cargos específicos que se pueden presentar contra conductores en Nueva York:

  • Driving While Intoxicated (DWI): To be charged, you must register a 0.08 percent or higher blood alcohol content (BAC) level, or there must be other evidence of intoxication. For drivers of commercial vehicles, the legal limit is a 0.04 percent or higher blood alcohol content (BAC) level.
  • Aggravated Driving While Intoxicated (Aggravated DWI): To be charged, you must register a 0.18 percent or higher BAC level.
  • Driving While Ability Impaired by Alcohol (DWAI/Alcohol): To be charged, you must register a BAC level higher than 0.05 percent but below 0.07 percent, or there must be other evidence of intoxication.
  • Driving While Ability Impaired by a Single Drug other than Alcohol (DWAI/Drug) or Driving While Ability Impaired by a Combined Influence of Drugs or Alcohol (DWAI/Combination).
  • Chemical Test Refusal: Refusing to take a chemical DWI test.
  • Zero Tolerance Law: To be charged, a driver under 21 must register a BAC level higher than 0.05 percent but below 0.07 percent.

Las sanciones por una primera ofensa de DWI en Nueva York pueden incluir multas de $500 a $1,000, hasta un año de cárcel y tres años de libertad condicional, una cuota anual de $250 por “evaluación de responsabilidad del conductor” por tres años y la asistencia a una conferencia acerca del impacto sobre las víctimas. Junto con estas sanciones, su licencia de conducir puede ser revocada por seis meses; sin embargo, en algunos casos, se le puede permitir obtener un permiso de manejo condicional (para conducir hacia y desde el trabajo, la escuela y otras obligaciones ordenadas por el tribunal).
Sin embargo, si su nivel de BAC mide 0.18 por ciento o más, lo cual es más del doble del límite legal, puede ser acusado de DWI “agravado”. Si es declarado culpable, la multa puede llegar a $2,500, su licencia se puede revocar por un año completo, y después de un año en la cárcel puede cumplir otros tres años de libertad condicional.
Si usted o alguien de su familia es acusado de alguno de estos delitos, obtenga ayuda legal rápidamente. Póngase en contacto con un abogado penal con experiencia en DWI en Brooklyn lo antes posible.

Porqué necesita un abogado

Nosotros entendemos lo que está pasando, y también entendemos que la gente comete errores. En el bufete Mirsky, creemos que todos tienen derecho a la mejor defensa legal posible. Con más de dos décadas de especialización en derecho penal, David M. Mirsky tiene la reputación y la experiencia necesarias para luchar contra sus acusaciones. Nuestro equipo de abogados penales expertos en casos de DWI en Brooklyn tiene más de ochenta años de experiencia combinada, y somos conocidos por nuestra disposición a luchar agresivamente por nuestros clientes. Trabajaremos para que sus cargos se reduzcan o sean retirados, pero no simplemente tomamos lo que ofrecen los tribunales; luchamos por usted hasta el final si es necesario.

Nos esforzaremos por limpiar su nombre y restaurar su vida. Cuando su futuro está en juego, no se arriesgue con un abogado inexperto o cualquier defensor público. Usted necesita un abogado experimentado con un equipo de litigantes hábiles que sean efectivos dentro y fuera de la sala del tribunal. El bufete de abogados Mirsky tiene los conocimientos y las habilidades que necesita. Con relaciones sólidas en la oficina de D.A., la corte y con otros abogados locales, no encontrará una mejor defensa legal en Brooklyn.

Contrate a un Abogado penal en casos de DWI en Brooklyn

Elegira un abogado penal en casos de DWI afecta sustancialmente el resultado de su caso. Cualquier abogado puede desarrollar una defensa, pero necesita un abogado defensor en casos de DWI en Brooklyn con experiencia y habilidad en la lucha contra los fiscales y en el juicio de casos de DWI. En Brooklyn, la mejor opción para su representación son los abogados penales del bufete Mirsky. Llámenos hoy o complete el formulario en la columna de la izquierda en esta página, y programaremos una consulta gratuita para analizar su caso a detalle y recomendarle el mejor curso de acción legal. ¡No ponga en riesgo su libertad! Creemos en nuestros clientes y luchamos arduamente por ellos. Contáctenos hoycomunicándose al 516-299-6187 o 888-999-7152.